Echar a patadas

Así no se atiende a un cliente, Freenom

  • Fecha:
  • Autor:
  • Etc.
  • Comentarios: No hay comentarios
  • Fecha:
  • Autor:
  • Etc.
  • Comentarios: No hay comentarios

Hoy este blog no solo está nuevamente en línea, sino que ha vuelto a cambiar de dominio. Las veces anteriores, tengo que reconocerlo, fue por descuido mío al no renovarlos a tiempo y acabaron venciéndose. Pero esta la historia es diferente. Y no solo diferente, también menos amable y con un final más abrupto. El día que anuncié la vuelta del blog dije que contaría esa historia «otro día». Bueno, ese día llegó.

Los dominios que había usado anteriormente para este blog eran dominios gratuitos. Más que suficiente para un blog personal como este o para uno sin ánimo de lucro. ¿Por qué entonces me pasé a un dominio de pago? Para explicarlo, hay que conocer cómo funciona el registro de dominios en general. Así que comenzaré explicando algunos conceptos generales antes de pasar a contar la historia con Freenom

Déjame un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.